México se calienta más rápido que el resto del planeta

0

México muestra un aumento de temperatura de 1.4 grados, lo que contrasta con los 0.98 grados que promedia el resto del planeta, justo en plena emergencia climática y cuando más se ha impulsado la quema de combustibles fósiles en nuestro país.

Durante la primera quincena de febrero de 2021, la temperatura superficial del mar se caracterizó por una anomalía negativa en el Pacífico ecuatorial, con una extensión hacia los trópicos en el Pacífico oriental y en el Atlántico tropical noroccidental.

Por lo anterior, y de acuerdo con los análisis elaborados por la Coordinación General del Servicio Meteorológico Nacional (CGSMN) de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), a nivel nacional, en marzo de 2021 se espera un déficit de lluvias de 20.6%.

Se prevén precipitaciones por debajo del promedio en regiones del noroeste y noreste de la República Mexicana; cercanas a la media en el resto del país, y por arriba del promedio en porciones del sur de México.

En cuanto a temperaturas máximas previstas para marzo, se estiman valores por arriba del promedio en el noroeste, centro, norte, noreste y regiones centrales de México. En tanto, se esperan temperaturas máximas cercanas al promedio en el sur y sureste del país.

También para marzo se pronostican temperaturas mínimas por arriba del promedio en regiones del centro, norte y noreste del territorio nacional, y temperaturas mínimas cercanas al promedio del centro hacia el sur del país.

En abril, se espera que llueva un 22.0% por debajo de la media nacional. Se prevén condiciones por debajo de lo normal en el norte y noreste del país y la vertiente del Golfo de México; lluvias cercanas al promedio en la vertiente del Pacífico, y lluvias por arriba del promedio en porciones del sureste de México.

Se estiman temperaturas máximas por arriba del promedio en el centro, norte y noreste del país y la Península de Yucatán, y temperaturas máximas cercanas al promedio en las costas del Pacífico.

En abril, nuevamente se pronostican temperaturas mínimas por arriba del promedio en regiones del centro, norte y noreste del territorio nacional; en tanto, se esperan temperaturas mínimas cercanas al promedio en toda la vertiente del Pacífico y del centro hacia el sur del país.

Para el mes de mayo, se espera que llueva 3.6% por debajo de la media a nivel nacional. Se estiman, asimismo, condiciones por debajo de lo normal en el norte y noreste de México, y lluvias cercanas al promedio en el noroeste y la costa Pacífico norte. Condiciones por arriba de lo normal, se prevén en regiones en el sureste y la Península de Yucatán.

En mayo, se pronostican temperaturas máximas por arriba del promedio para el centro, norte y noreste del país, y temperaturas máximas cercanas al promedio para las costas del Pacífico mexicano.

Asimismo, se prevén temperaturas mínimas por arriba del promedio en el centro, norte y noreste de México y la Península de Yucatán, y temperaturas mínimas por debajo de lo normal en el noroeste del país y en los límites de Guerrero y Michoacán.

ESTADO DEL CLIMA EN MÉXICO DURANTE EL 2020

El promedio de temperatura global, a dos metros de la superficie, ubicó al año 2020 como el segundo más cálido del registro histórico desde 1880, con una anomalía positiva de 0.98 grados Celsius —tan solo 0.02 grados Celsius más fresco que 2016, considerado como el año más cálido del registro—, de acuerdo con el reporte del Estado del Clima 2020, publicado por la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

En México, la temperatura media nacional de 2020 fue de 22.4 grados Celsius, con lo cual se igualó a los años 2017 y 2019. Estos tres años se ubicaron como los más cálidos desde 1953, con 1.4 grados Celsius por arriba del promedio entre 1981 y 2010.

En el territorio nacional, todos los meses del año 2020 —excepto diciembre— registraron anomalías que superaron su promedio de 1981 a 2010. El mes más cálido fue julio, con un promedio de 26.7 grados Celsius, y se ubicó como el julio más cálido desde 1953, mientras que el mes más fresco fue diciembre, con un promedio de 16.3 grados Celsius a nivel nacional.

En lo que se refiere a los registros de precipitación, el año 2020 presentó un acumulado nacional de 722.5 milímetros (mm), dato que representa un 2.7% por debajo del promedio entre 1981 y 2010, y se ubicó en el lugar 60 de los 80 años de registros nacionales. San Luis Potosí observó su año más seco; Hidalgo su tercer año más seco, y la Ciudad de México su cuarto año con menos lluvias.

Durante la temporada de ciclones tropicales del año 2020, se formaron 30 ciclones tropicales en el Océano Atlántico, obteniéndose un nuevo récord con el mayor número de ciclones tropicales formados en una temporada. En el Océano Pacífico se registraron 16, manteniéndose cerca de su promedio (1981- 2010).

En nuestro país, en 2020 impactaron directamente las costas del Golfo de México y el Mar Caribe seis ciclones tropicales, cifra superior al promedio (1950-2019) que es de dos. Como referencia, en 2005 impactaron siete ciclones tropicales, por lo que ese año sigue siendo el más activo. En el Océano Atlántico, en 2020, los ciclones que impactaron fueron: las tormentas tropicales Cristóbal y Gamma, y los huracanes Hanna, Delta y Zeta; y en el Océano Pacífico, la tormenta tropical Amanda.

El día más lluvioso del año se registró el 26 de julio en la estación meteorológica del Observatorio de Monterrey, Nuevo León, con una precipitación máxima en 24 horas de 533.0 mm, la cual estuvo asociada al impacto del huracán Hanna.

En el periodo del 7 al 12 de marzo se desarrolló un evento denominado «río atmosférico», que consiste en un flujo largo y estrecho de transporte de vapor de agua y nubosidad, que frecuentemente produce fuertes precipitaciones en zonas extensas. El río atmosférico, en interacción con el Frente Frío No. 44 de la temporada 2019-2020, ocasionó intensas precipitaciones en Baja California Sur y Sinaloa.

Durante la temporada de frentes fríos, de septiembre de 2019 a mayo de 2020 se registraron 66 eventos, de los cuales 39 se presentaron de enero a mayo de 2020. Y del 1 de septiembre al 31 de diciembre de 2020 se observaron 24 frentes fríos, correspondientes a la temporada 2020-2021.
En lo que se refiere a tormentas invernales, durante 2020 se observaron 11 eventos; seis de ellos ocurrieron durante el periodo de enero a abril de la temporada 2019-2020, y cinco entre octubre y diciembre de la temporada 2020-2021.

Desde mediados del año 2018 y hasta la primera quincena de mayo de 2020, la mayor afectación por sequía en México se concentró en la vertiente del Golfo de México, el sur del país y la Península de Yucatán. Sin embargo, a finales de mayo de 2020, gracias a las precipitaciones provocadas por los sistemas tropicales y que prevalecieron en algunas zonas hasta finales del año, comenzaron a disminuir las áreas con sequía en esa región. Fue por ello que los estados de Tabasco, Chiapas y la Península de Yucatán finalizaron el año 2020 libres de alguna condición de sequía.

Por otro lado, de junio a diciembre de 2020, los déficits de lluvia cubrieron gran parte del territorio nacional, principalmente en el noroeste y el Pacífico mexicano. Por lo que, en diciembre de 2020, los estados con el mayor porcentaje de áreas con sequía (D1 o mayor) y con las mayores categorías de sequía fueron Sonora, Chihuahua y Coahuila, donde la sequía de categoría extrema a excepcional (D3 a D4) cubrió el 55.9, 26.5 y 7.6% de sus territorios, respectivamente.

Finalmente, al 31 de diciembre, se cuantificó la mayor cobertura de áreas con sequía de 2020, presentándose 55.04% del territorio nacional con sequía desde moderada (D1) hasta sequía excepcional (D4), y 23.38% en condiciones anormalmente secas (D0), por lo que, al finalizar el año, solo el 21.58% del país se encontraba libre de sequía, principalmente el sur y sureste.

0

También te podría gustar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: