SABERES Y SABORES | Todo cae por su propio peso

+6

La Ley de la gravedad o Ley de la caída de los cuerpos fue descubierta por Galileo, perfeccionada después por Isaac Newton y en manos de Albert Einstein proporcionó una teoría de la mecánica del Cosmos. Fue uno de los mayores misterios de la física: todos los cuerpos caen con una aceleración constante, es decir, “todo cae por su propio peso”.
Esta semana hemos sido sacudidos por lo que sucedió en la tragedia del metro de la línea 12 de la ciudad de México, una desgracia que pudo haberse evitado, una desgracia que pone en el banquillo de los acusados a los presidenciables de Morena, aquellos que representan la sucesión del presidente, proyecto que se ha ido maquilado por los de Morena o mejor dicho por el actual presidente.
Una desgracia que no hay forma de evadir ni echarles la culpa a los gobiernos del pasado, a los de “la mafia del poder”, porque los gobiernos del pasado han sido de Morena y PRD, es decir, son ellos mismos, los cuales llevan algo así como 25 años gobernando en la capital del país desde 1997 con Cuauhtémoc Cárdenas.
Yo creo que lo que pasó en la línea 12 del metro es la evidencia de un mal gobierno que como ustedes saben han querido imponer un gobierno con tinte socialista totalitario.
Por ello hoy tenemos la responsabilidad de reflexionar: ¿cómo nos está yendo con el actual gobierno morenista? Tenemos en nuestras manos una decisión importante, el sufragio del voto, porque lo que está en juego es nuestra seguridad, nuestra libertad, nuestras familias, no dejemos que se desplome la dignidad de las personas o lo que es peor, se ponga en juego la vida de muchos mexicanos.
“La jornada electoral del próximo 6 de junio, en la que se votarán un número significativo de gubernaturas, diputaciones, ayuntamientos y alcaldías, es una de las más grandes que se han organizado en la historia de México. Además, se suman diversos factores de carácter sanitario, social, económico y político que hacen de esta “elección intermedia” un momento crucial para definir el presente y el futuro de nuestro país. Por ello, es preciso que todos ejerzamos nuestro voto de manera libre, secreta y en conciencia, entendiendo que cada voto cuenta” (CEM).
Volviendo con la ley de la gravedad, Galileo se dio cuenta entonces de que la única opinión lógicamente aceptable era que todos los cuerpos caen a la misma velocidad cuando se suprime la resistencia del aire. Si todos los cuerpos caen en el vacío a la misma velocidad, la siguiente pregunta es: ¿cuál es exactamente esa velocidad? Por nuestras propias experiencias sabemos que la velocidad de un cuerpo, en este caso de “un sistema”, al caer aumenta durante la caída, lo cual significa que acelera cayendo cada vez con más rapidez.
La ciencia nos ilustra sobre la vida política social, ya lo decía el sabio: “No hay nada oculto bajo el sol” que no salga al descubierto o como se dice coloquialmente hablando…Todo cae por su propio peso.
La memoria del hombre pasa por toda la historia de la humanidad: la primera, la segunda guerra mundial y todas las guerras, sistemas, ideologías, revoluciones, reformas, la caída del muro de Berlín, que fue un acontecimiento esencial en la historia de la humanidad que marcó la caída de la cortina de hierro, y todos los acontecimientos están marcados por el tiempo, para que el hombre reconozca y aprenda la lección de aquello que es correcto y lo que no lo es según el juicio.
Para aprender la lección de la historia y de la ciencia no se necesita repetirla y repetirla. Ahora hay que entrar en un tiempo de cambio: “Volvamos a reflexionar”, donde la ciudadanía tendrá que ir haciendo conciencia en algunas decisiones que hasta hoy no han funcionado, por ejemplo: en el aspecto personal y social ser más pacientes, solidarios, precavidos, generosos, entre otras, y dejar los falsos orgullos y banalidades. Algunas veces estos cambios serán voluntarios, otras, aunque no lo quieras, si seguimos así, la vida te triturará o nos triturará con dolor, para que te des cuenta de quién eres y llegues al conocimiento de saber qué se necesita hoy en la actualidad, y te convenzas de que es indispensable: cambiar, mejorar, ajustar para el bien propio y el bien común. ¡Al buen entendedor pocas palabras!

+6

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: