OCTUBRE, EL MES DE LA LUNA MAS HERMOSA | Superluna, luna roja, luna azul y luna de cosecha

0

Respuesta corta:
¿Cuáles son los distintos tipos de lunas llenas?
Tenemos luna llena cuando el lado de la Luna que mira hacia la Tierra está completamente iluminado por el Sol. Hay distintos tipos de lunas llenas, algunas muy poco habituales, como las lunas rojas, las superlunas, las lunas azules o las lunas de cosecha, entre otras.

Si sueles levantar la vista para observar el cielo nocturno, verás que la Luna va cambiando de aspecto cada noche. El motivo principal de estos cambios son las distintas fases de la Luna y también sus tipos.
La luna llena se produce cuando el lado de la Luna que mira hacia la Tierra está completamente iluminado por el Sol. ¿Pero sabías que no todas las lunas llenas tienen el mismo aspecto?
A veces, la Luna se ve de color rojo, otras, parece más grande de lo normal… pero no es ella la que cambia de color o de tamaño. Estos cambios en su aspecto suelen estar relacionados con la posición que ocupa con respecto al Sol y a la Tierra. Aquí tienes las descripciones de algunas de estas lunas llenas tan poco habituales:

Luna roja o luna de sangre

Luna roja en el cielo nocturno en 2014. Fuente: NASA Ames Research Center/Brian Day

Uno de los motivos por los que se llama “luna de sangre” es por su color rojizo. Este tipo de luna se produce durante los eclipses lunares totales. Cuando ocurren, la Tierra se sitúa entre la Luna y el Sol, tapando la luz del Sol que se refleja en la Luna.
Entonces, la única luz que le llega a la superficie de la Luna es la de los extremos de la atmósfera terrestre. Las moléculas de aire de la atmósfera reparten la mayor parte de la luz de color azul. La luz restante se refleja en la superficie de la Luna y adquiere un color rojizo que hace que parezca que la Luna “sangra” en el cielo nocturno.
El nombre “luna roja o de sangre” también se usa para describir la Luna cuando se ve de este color por las partículas de polvo, humo o niebla que hay en el cielo. Es una de las lunas llenas que vemos en otoño cuando las hojas de los árboles también se ponen de color rojo.

Superluna

Imagen de una superluna durante el eclipse lunar total del 27 de septiembre de 2015 vista por detrás del edificio del Capitolio del Estado de Colorado. Fuente: NASA/Bill Ingalls

La “superluna” se da cuando la Luna que se ve mucho más grande de lo normal. El motivo por el que se ve más grande es que se encuentra más cerca de la Tierra. De hecho, los astrónomos no la llaman “superluna”, sino luna llena en perigeo, refiriéndose a que se encuentra en el punto más cercano a la Tierra de toda su órbita.

Luna azul

Luna azul sobre Cincinnati el 12 de agosto de 2012. Fuente: NASA/Bill Ingalls

La luna azul no es azul, realmente. De hecho, no tiene un aspecto distinto de las lunas llenas que podemos ver cualquier mes del año.
Sin embargo, la luna azul es especial porque se trata de una luna «extra» en una estación que, normalmente, tendría cuatro lunas llenas. Este evento suele producirse cada dos años y medio. Desde la década de 1940, el término “luna azul” también se ha usado para denominar la segunda luna llena que se produce en un mismo mes. Esto también ocurre aproximadamente cada dos años y medio.

Luna de cosecha

Una “luna de cosecha” elevándose por detrás de las colinas de las montañas de San Gabriel, en Pasadena, California, en septiembre de 2016. Fuente: Doug Ellison

El término “luna de cosecha” se refiere a la luna llena que se produce cerca del inicio del otoño. El nombre proviene de antes de que se usara la electricidad, cuando los agricultores dependían de la luz de la luna para poder trabajar en la cosecha hasta más tarde. La luz de la luna era particularmente importante durante el otoño, cuando hay mucho más trabajo en los campos.

Misiones de la NASA y la Luna
En 2009, la NASA lanzó al espacio una nave especial llamada Lunar Reconnaissance Orbiter (LRO) para estudiar nuestra luna. Esta nave tenía como objetivo tomar fotos de alta resolución de la Luna. Las fotos son muy útiles para los científicos de la NASA, para poder mapear la superficie lunar. ¿Pero por qué es tan importante la superficie de la Luna?
• Los mapas de la superficie le pueden mostrar a la NASA fuentes de hielo de agua en los cráteres de la Luna

• Los mapas pueden ayudarles a identificar puntos de aterrizaje potencial para futuras misiones de exploración humana en la Luna

Una ilustración del Lunar Reconnaissance Orbiter (LRO) de la NASA. Fuente: NASA’s Goddard Space Flight Center.
0

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *