Vivir en el Golfo | Descongela 4T expedientes de la ignominia

Para los trabajadores mexicanos vejados y abusados por las administraciones neoliberales ya hay vientos de cambio, el gobierno de la 4T dio entrada a demandas que los gobiernos del PRI y del PAN desecharon abandonándolos a su suerte.
El primer caso es el de los 100 mil pescadores del Golfo de México afectados por la poderosa petrolera extranjera British Petroleum (BP); el segundo es el de los trabajadores portuarios de Veracruz despojados de sus propiedades por el gobierno neoliberal de Carlos Salinas de Gortari.
Mire usted, el 20 de abril de 2010 la plataforma petrolera Deepwater Horizon, contratada por la compañía inglesa British Petroleum (BP), explotó y se hundió frente a las costas de Luisiana, muriendo 11 personas y derramando unos 5 millones de barriles de petróleo a las aguas del Golfo de México, afectando la actividad pesquera mexicana desde Soto la Marina en Tamaulipas, hasta Holbox en Yucatán, mismos que fueron representados en la corte de Texas por el abogado ambientalista Horacio Polanco Carrillo.
El gobierno norteamericano de Barak Obama obligó a BP a pagar daños por 698 mil millones de dólares por las afectaciones a los Estados costeros y pescadores estadunidenses.
Pero en México ocurrió lo contrario, pese a demandas y litigios en la corte texana, el gobierno entreguista de Enrique Peña Nieto al través de su Secretario de Relaciones exteriores Luis Videgaray solo aceptó de BP 25 millones de dólares que no se los entregaron a los pescadores ni se supo dónde quedaron, al director general Christopher Peter Sladen que humilló a los mexicanos todavía lo condecoró con la medalla “Orden Mexicana del Águila Azteca”, que es la más alta condecoración que se les otorga a los extranjeros y además le permitió sembrar cientos de gasolineras BP en toda la república.
Aun con la humillación por no haber sido defendidos por su gobierno, los pescadores mexicanos siguieron su lucha, hasta que por fin, el 22 de abril de 2021 la justicia federal dio entrada a un amparo contra los oficios FECC-EIL-228/2021 y FECC-EIL- 229/2021; atribuidos al agente del Ministerio Público de la Federación, con lo cual el caso de los pescadores que demandaron justicia por fin serán escuchados y revisados los expedientes que injustamente justificaron su abandono por parte del gobierno de Enrique Peña Nieto, que solapó los daños de BP a los pescadores, confirmó el líder de los pescadores de Tuxpan Ernesto Zamora Sánchez, quien agregó que “la Fiscalía Federal nos había negado el carácter de víctimas”.
El hecho no tiene precedentes, pues en 10 años ninguna autoridad mexicana quiso darles entrada a sus demandas de petición de justicia, hasta que decidieron interceptar al presidente Andrés Manuel López Obrador y entregarle en sus manos lo que llamaron “el expediente de la ignominia”.
La principal petición de los pescadores mexicanos es que les sea reparado el daño, que se le retire la medalla al director general de BP Christopher Peter Sladen que de manera servil la SRE le entregó al desleal extranjero y que, además, les sea cancelada la concesión para la instalación de cientos de gasolineras BP en todo el país.

LA INJUSTA REQUISA AL PUERTO

En el gobierno dictatorial de Carlos Salinas de Gortari, sin más atribuciones que el abuso de poder, el 31 de mayo de 1991, los trabajadores del puerto de Veracruz vieron que,con las fuerzas armadas y policiales, comenzó al desalojo del puerto y de forma ilegal les arrebataron a los trabajadores de los muelles sus derechos, disolvieron la empresa “Servicios Portuarios de Veracruz” y despojaron a los de sus propiedades a los sindicatos echándolos a la calle.
Tras una lucha de 30 años con autoridades que se negaban a escucharlos, todo cambió cuando el pasado 21 de septiembre el director de Relaciones Interinstitucionales de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, Fernando H. Serrano Monroy, en acta dirigida a los sindicatos portuarios, se les da a conocer que se ordena devolver el patrimonio del que fueron despojados los trabajadores por la inconclusa
Para los sindicalistas portuarios despojados, la resolución es buena porque luego de establecer diálogo con el presidente de México Andrés Manuel López Obrador las puertas comenzaron a abrirse y ya hay la posibilidad de que se les regresen propiedades que les fueron arrebatadas en total abuso de autoridad. Señaló el Abogado laborista y asesor del Sindicato de Maniobristas, Alejandro Pulido Cueto.
Con esto se entiende que el actual gobierno de la 4T al sí está escuchando a los trabajadores en su búsqueda de esa justicia que les fue negada por los funcionarios de los gobiernos neoliberales del PRI y del PAN, cerrándole la puerta a las demandas, con lo cual se entiende que durante todo ese tiempo han cobrado un oneroso sueldo sin merecerlo y sin ser capaces de hacer justicia a quienes les pagan vía sus impuestos.
Comentarios a: rodolfoherreras@hotmail.com

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.