SENTIDO COMÚN | La Navidad es una fiesta

La Navidad siempre es una fiesta que reúne a las familias donde quiera que se encuentren, ya sea que vivan en un mismo lugar o que se trasladen de una ciudad a otra para abrazarse y compartir en la cena de Nochebuena la alegría de estar bien, manifestando sus afectos con un regalo o bien con un cálido abrazo brindando con una copa de vino por la salud de todos.
Quienes viven lejos y no han podido viajar, envían desde la distancia mensajes de aliento y cariño a través de las redes sociales, un correo o mediante una llamada en que se desean la mayor felicidad y algunos que no pueden contener el llanto por la emoción de escucharse sin poder abrazarse.
En esta ocasión la Navidad será un momento muy especial, porque en algunos hogares se extrañará a los seres queridos que no lograron sobrevivir a la terrible pandemia que mantiene a la humanidad en un tronar de dedos, pero todos ellos han dejado una huella entre los suyos por lo que se les recordará por siempre.
Sin embargo, a pesar de estas tristes pérdidas la unión familiar se debe conservar y esta fecha memorable debe ser un buen motivo para fortalecer estos lazos de fraternidad y afecto con parientes y amigos, pensando que los que se fueron aún están con nosotros disfrutando del momento.


El nacimiento del Niño Jesús es un acontecimiento que se festeja en la mayor parte del mundo, que históricamente se considera como el parteaguas de la humanidad al deslindar el paso de los años dividiéndolos en un Antes de Cristo y un Después de Cristo, toda vez que su paso por la tierra dejó una huella imborrable en el Universo.
Por esto nuestros deseos son que, durante la Noche Buena y la Navidad, además de comer bien e intercambiar regalos entre los amigos y parientes nos preocupemos por mantener la unidad familiar y el respeto con el prójimo, y que independientemente de nuestras creencias nos tratemos con amor y con respeto, apoyándonos unos a otros en esta época en la que nos hemos enfrentado a tantos retos difíciles de vencer, para cumplir con nuestras responsabilidades especialmente con aquellos que tenemos cerca.
Sin duda el 2021 no ha sido un año fácil y diciembre siempre se presta para agradecer a Dios por los logros alcanzados, los obstáculos superados y las alegrías que pudimos disfrutar en el transcurso de estos meses.
No hay que olvidar que el mensaje de la fiesta de la Navidad es que los seres humanos antepongan por encima de todas las cosas un gran mensaje de esperanza, unión, concordia, paz y amor. ¡Feliz Navidad a todos!

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.