La radio y la televisión de los veracruzanos en sus 42 años (Un texto postaniversario)

En memoria de Guillermo Castillo, quien siempre me enseñó que potenciar las virtudes es la mejor herramienta para vivir.
Infinitas gracias, donde quiera que estés.

A una hora que se cumpla el final del día de Reyes me empeño en reconocer el valor de un medio de comunicación que nace vulnerable, pero gracias a su naturaleza, sobrevive responsable: Radiotelevisión de Veracruz.
Fue el 6 de enero de 1980, que el estado de Veracruz recibió su regalo de Reyes Magos: el permiso; que no concesión, porque es diferente, de abrir una canal de Televisión con fines educativos y culturales. Fue la primera televisora estatal de carácter formal en el país, versa la historia de las telecomunicaciones que hubo anteriormente otros intentos, pero su carácter, impulsado por una administración gubernamental, la ubica como pionera en su ramo en la provincia mexicana.
El antiguo Canal 4+, ubicado en un espacio alto de Xalapa, denominado con el futurista nombre de Cerro de la Galaxia, nació como una novedad tecnológica y de comunicaciones que involucraba a la educación y a la cultura en la simiente de lo que hoy, como pudimos ver en esta pandemia, se convierte en una herramienta fundamental en la difusión de contenidos sobretodo educativos.
La historia del canal es dialéctica y se ha adaptado desde su creación al contexto social y económico, ya que su presupuesto, a pesar de ser un organismo descentralizado, depende en gran medida del erario público.


Se trata de la radio y la televisión de los veracruzanos y en estos 42 años, independientemente de los que se pueda opinar, está viva; en ocasiones subsiste a embates, en otras se galardona orgullosa, pero no se rinde y ese espíritu sobrevive gracias al aliento que le dan quienes día a día la hacen posible: Sus trabajadores. Y al decirlo vienen a la memoria desde los directivos, los y las administradoras y todas las categorías laborales que involucran este gran organismo público.
Quien prueba RTV nunca lo olvida, al poner el pie en sus espacios, no puede dejar de sentirse importante y llevar con orgullo su gafete o credencial. Las historias, las anécdotas, los personajes son parte de ese cotidiano colectivo que le ha dado rostro a nuestra radio y televisión estatales.
Mención especial, para todos aquellos profesionistas y ciudadanos que de manera desinteresada aportan su colaboración para entrevistas, programas de reflexión, revistas de entretenimiento y todo tipo de producciones que a los largo del tiempo han sido parte de la programación del Canal 4+ TVMÁS – Radiotelevisión de Veracruz.


Por otra parte, RTV se ha erigido como una gran escuela que a sido la formadora de grandes vocaciones: destacados comunicadores, expertos técnicos, guionistas, coreógrafos, publicistas y administradores que al enfrentarse con su naturaleza de prontitud e inmediatez tiene que hacer magia para salir adelante con los dineros.
En este su 42 Aniversario, vale la pena reconocer el valor de todos aquellos quienes le han dado sentido a este medio de comunicación, porque sin duda la acción humana está presente, basada en la experiencia de los que vivimos las últimas y revolucionarias décadas del siglo XX, hasta los jóvenes de este Nuevo Milenio quienes con energía y nuevas perspectivas impulsan transformaciones fundamentales en esta era de la imagen y las cibercomunicaciones y ahí estamos… ¿Qué no?
Enhorabuena.
(Tomado de Redes Sociales).

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.