Historias del Xalapa Cotidiano | ¡30 años dando lustre al calzado!

+3

Un traje impecable con todas las reglas de etiqueta, no sería lo mismo si los zapatos no están irreprochablemente limpios, por eso la labor de los betuneros aunque no lo parezca, termina siendo clave en el aseo personal.
El nombre de Jesús Villalobos Geminiano tal vez no sea conocido para muchos o es posible que sí.
Lo único cierto es que Chucho, como lo conocen sus clientes, amigos y colegas de oficio, lleva ya 30 años dándole brillo al zapato haciendo de su oficio todo un arte.
Hace poco más de tres décadas, el trabajo escaseaba y empujado por las necesidades económicas, a invitación de su cuñado con el que comparte el mismo oficio, decidió entrar a la boleada, como decimos coloquialmente, le gustó y se convirtió en su estilo de vida.


“Una boleada es un arte, es que le pongas amor a tu trabajo, pasión, aunque actualmente la competencia ha crecido, mientras realices tu trabajo con calidad, limpieza, buen trato y ocupando material de excelente calidad, el cliente sigue regresando porque queda satisfecho con el servicio” nos comentó.
En su momento ejerció la herrería, la carpintería, aluminio, pero la boleada se convirtió en su trabajo de planta hasta este tiempo, ocupación que le ha permitido sacar adelante a su familia e incluso darle estudios universitarios a su hija, además nos platicó que ha tenido la fortuna de servir a varias generaciones de familias “cambiando el look” de sus zapatos en un santiamén.
“Existen zapatos de diferente material, que requieren un trabajo a detalle y ocupando material de primera, siempre buscando que el calzado se vaya íntegro”
El tan mencionado Covid obligó en su momento cerrar el Parque Juárez, punto referente de su trabajo, tuvo que regresar a los inicios y construir su propio cajón de madera, afortunadamente el espacio se volvió a abrir, permitiendo de esta manera que siga haciendo su tarea en el lugar de siempre.
Chucho pide que no se olviden de los “profesionales del betún”, que no se pierda la buena costumbre de lucir impecables no sólo en la ropa sino también en el calzado, e invita a la ciudadanía que recorre el Parque Juárez a que pase a darle brillo a sus botines.
En este lugar los espera siempre Chucho que desde hace 30 años desempeña la “admirable profesión” de betunero en nuestra querida Xalapa.
Gracias y hasta muy pronto.

+3

También te podría gustar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: