Por fin reinstalaron a Roberto Dorantes como magistrado en el Poder Judicial

+1

Luego de casi año y medio de su remoción, Roberto Dorantes Romero fue reinstalado en el cargo de magistrado del Poder Judicial de Veracruz.
Dorantes fue reincorporado a la función judicial como visitador, luego de más de un año de haber obtenido amparos en contra de la remoción que le fue aplicada por haber cumplido 70 años de edad.
De acuerdo con las resoluciones de los amparos que obtuvo, se le deberán pagar también los salarios caídos desde julio de 2020, cuando se dio su remoción.
Fue en junio de 2017 cuando el Congreso del Estado modificó la ley para establecer como edad límite 70 años para ocupar los cargos de jueces y magistrados.
Dicha ley le fue aplicada a Dorantes Romero, pese a que este fue nombrado en el cargo en noviembre del 2015, es decir, dos años antes, para un periodo de 10 años, lo que obligaría su permanencia en el TSJE hasta el año 2025.
Se le aplicó la norma de manera retroactiva en su perjuicio, actos que están prohibidos por la propia Constitución Política de la República.
Así, pese a que tres magistrados ya contaban con suspensiones otorgadas por jueces federales para evitar ser removidos de sus encargos, en junio del año 2020 los diputados locales nombraron a seis nuevos magistrados para sustituirlos.
Es Dorantes Romero el primero en obtener el beneficio de ser reintegrado a su cargo.
La determinación del mismo juzgador que ordena que se debe cumplir su nombramiento hasta el año 2025, establece que todo acto realizado por la magistrada María Lilia Viveros Ramírez, quien lo suplió en el espacio que ocupaba en la Octava Sala, tiene validez.
El nombramiento de Dorantes se dio en el Congreso local el 27 de noviembre de 2015, en sustitución de Onésimo Fernández Campos, para un periodo de 10 años, por lo que el magistrado consideró que su destitución por cumplir 70 años de edad era violatoria a sus derechos.
El magistrado recurrió a la ley para hacer valer el amparo con el que cuenta y en el que se establece que no puede ser destituido por cuestión de edad.
Pese a ello, el 5 de agosto del 2020 el pleno del Poder Judicial realizó las adscripciones de los seis magistrados que fueron nombrados por el Congreso local para ocupar igual número de cargos que se consideraron vacantes, entre ellos, el del magistrado Roberto Dorantes Romero.
Ese día se adscribió a María Lilia Viveros Ramírez a la Octava Sala en el espacio que ocupaba Dorantes Romero.

ACTIVIDAD LABORAL

El primero de noviembre de 1987 Roberto Dorantes Romero fue designado Secretario de Trámite y Proyectista, adscrito al Juzgado Primero de Primera Instancia del Distrito Judicial de Xalapa; ascendió a Secretario de Acuerdos, adscrito al Juzgado Tercero de Primera Instancia de Coatzacoalcos; impartió cursos de capacitación para los empleados del Juzgado que era de nueva creación.
En 1990, por acuerdo Plenario se le otorgó el cargo de Juez de Primera Instancia, donde se desempeñó en Juzgados Mixtos y de Primera Instancia, hasta en repetidas ocasiones, en los distritos judiciales de Huayacocotla, Chicontepec, Misantla, Coatepec, Orizaba, Córdoba, Veracruz, Cosamaloapan, Jalacingo, Acayucan, Xalapa y Huatusco.
A partir del 11 de mayo de 2013, con el inicio del nuevo sistema penal acusatorio adversarial, se le designó Juez de Control y de Juicio Oral, para aplicarlo en el Distrito Judicial de Córdoba.

+1

También te podría gustar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: